jueves, 14 de noviembre de 2013

STOCKHOLM



EL Blu-ray es un formato óptico de nueva generación empleado para el video de alta definición con una capacidad de almacenamiento de alta densidad mayor que de del DVD. Stockholm se proyectó en el Cine-Club de Soria en ese formato pero, desgraciadamente, la película se comenzó a ver en blanco y negro. Parada para solucionarlo. Anteriormente, Carmelo y Javier, director del Cine Club y director del Festival Internacional de Cortos “Ciudad de Soria” respectivamente, junto a Rodrigo Sorogoyen, director de Stockholm y Alberto del Campo, soriano y responsable del montaje de la película, explicaron algunos temas de interés sobre la realización y producción del film. Debido al parón producido, volvieron al estrado para intentar llenar con su presencia los problemas técnicos que duraron algo más de media hora. Hablaron de los premios recibidos en el festival de Málaga, cinco de los más destacados, entre ellos los de Mejor Director y Mejor Actriz y de la producción de la película a través del método Crowdfundig (cofinanciación de pequeñas aportaciones de numerosas personas).

Stockholm es un drama psicológico. Trata de un encuentro casual, un juego de seducción que termina en una auténtica pesadilla. El film, llega un momento en que se rompe por la mitad, como señala Andrea Bermejo “se rompe bien, con elegancia, con la sutileza del cine bien rodado”.
La obra se sustenta en su pareja protagonista, Ana Garrido y Javier Pereira, ambos interpretan una especie de obra de teatro que muestra el padecimiento del Síndrome de Estocolmo.
Leo en una critica de Antonio Sánchez, que Stockholm nos cuenta la locura de enamorarse y de amar, nos habla de la realidad y del peligro de hacer de la vida un frenesí. El guión no deja indiferente a nadie y, de alguna manera, obliga a un examen de conciencia del que todos estamos implicados.
Personalmente tengo que destacar una fotografía muy elegante, con excelentes planos, y la música, justa y sutil. Me gusta también el significado de la noche y el día, conseguido a la perfección en los distintos ambientes.

Una gran película rodado en tan sólo doce días y con un presupuesto más que justo, de las que hacen la “marca España” (sin ninguna ayuda oficial).

2 comentarios:

Marino Baler dijo...

Hola, ¿no te llegan mis comentarios? He comentado unas cuantas entradas y veo que no los has publicado.

Saludos.

Luis Lópec dijo...

Publicado, amigo.