Ir al contenido principal

FORMALISMOS Y FORMULISMOS


Foto: Luis López 2011

Estos días  que suponen el retorno a  la vida laboral me he dado de bruces con mis  defectos.  Muchas veces tienen que pasar cosas así para hacer una valoración exacta  de lo que tenemos, de lo que nos parece nuestro,  de lo que  a veces abandonamos sin apenas darnos cuenta. No hablo de objetos, de cosas materiales; hablo de sentimientos, de relaciones humanas.  Hay relaciones sociales que son simples protocolos. Me pasa en el trabajo, con muchos de mis compañeros, a los que saludo   por formalismo, ese formulismo que nunca se ha de perder y que se traduce en la más primaria ley de educación. Sin embargo, en el ámbito laboral, aunque ciertamente somos muchas las personas que trabajamos en mi empresa, hay compañer@s que ni siquiera atienden al saludo. A veces, he pensado, que son sordos o que están en el séptimo cielo, pero al ser reiterativo no me queda otra que pensar que son así, maleducados. Much@s responden si tú eres el primero en  saludar, aunque en un porcentaje que a mi me parece importante, ni siquiera responden a tu saludo, es más, ni te miran.  No soy especialmente sociable, sin embargo cambio dependiendo de dónde me encuentre. Antes me preocupaba pero ese dato me ha hecho reflexionar  y viajando mucho durante todo el año, es decir, cambiando de lugar, mi sociabilidad muta. No soy el mismo en Peñíscola, o en Santander, o en Zamora que en Soria.  ¿Seré yo o será la gente que me rodea en cada lugar la que condicione mi sociabilidad?  Obviamente, estoy tranquilo.   Tal vez el acto de permanecer en Soria durante la semana sin estar los fines de semana, cuando disponemos de más tiempo libre, pueda condicionar las relaciones sociales. Puede ser…

Una persona de mi entorno virtual, que también existe, con la que tengo una relación magistral, me ha llamado la atención (hay muchas maneras de llamar la atención) por haberla abandonado durante más de tres semanas. Con ella tengo una relación virtual casi diaria y, obviamente, a mi también me pasaría, me ha echado  de menos.  No sería de recibo que yo alegará que no me he conectado a Internet durante esos días (que es prácticamente cierto) pero lo también cierto es que mi desatención ha estado a punto de pasarme  factura.

Hay veces que pensamos que algunas personas siempre estarán ahí, y, sin embargo, necesitan (todos necesitamos) un poquito de atención.  Ya me he disculpado y ha aceptado mis disculpas (posiblemente a regañadientes) y me ha dado una lección diciéndome que me perdona. Con esa lección de educación, saber estar y compenetración, no sólo se ha convertido en mi mejor apoyo virtual sino también en mi mejor amistad real.

Gracias. Nunca lo olvidaré. 

Comentarios

Mariluz Arregui ha dicho que…
Evidentemente, el entorno influye muchísimo. Y hay ocasiones en las que no se puede elegir, es obligado. Con lo cual, no hay más remedio que mantenerse con la cabeza fuera..o bien alta, depende!! :)

La vida merece mucho más que protocolos y formalidades :)

Besos !
Marino Baler ha dicho que…
¡Ay las relaciones con los demás! Te entiendo perfectamente, yo no soy muy sociable. En ocasiones me gustaría salir a la calle y no encontrarme a nadie. Cada uno es como es y no hay más vueltas que darle. Aunque un "buenos días" no se lo niego a nadie pero no seoy de esos que se paran a contar su vida cada vez que se encuentran a alguien.
Lo que si que no soporto es Nochevieja y los primeros meses del año. En esas fechas parece que se conjuran los astros para encontrarme con gente que no veo todo el año y tener que soltar el hipócrita y machacado "Feliz año nuevo". Eso no lo soporto.

Un saludo.

Entradas populares de este blog

Castilla la Vieja, León, Vascongadas, Murcia y Castilla la Nueva

La lectura de un libro me ha trasladado a la época que me tocó vivir en tiempos del dictador Franco. Todo ha surgido cuando se describía, en un capitulo de la novela, un mantel de plástico decorado con el mapa de España de entonces. ¡Qué recuerdos! La geografía de España durante esos años era algo distinta a como es ahora. La actual Castilla y León estaba dividida es dos regiones; por un lado, Burgos, Soria, Segovia, Ávila,Valladolid y Palencia, acompañadas por las actuales autonomías de Cantabria y La Rioja (esta división se denominaba Castilla la Vieja), y por otro lado estaba León. Esta región la componían León, Zamora y Salamanca. Castilla la Nueva estaba formada por las provincias de Toledo, Ciudad Real, Cuenca, Guadalajara y la actual Comunidad de Madrid. Murcia era Albacete y la provincia de Murcia. El País Vasco se denominaba Vascongadas. El resto de las comunidades autónomas tenían la misma distribución que en la actualidad. Recuerdo que contando 14 o 15 años teníamos, en mi i

CASTELLÓN, LA SEGUNDA PROVINCIA MÁS MONTAÑOSA DE ESPAÑA

Siempre me ha parecido curioso que Castellón sea la segunda Provincia más montañosa de España. Acompaño un texto sacado de Wikipedia. He intentado saber cuál es la más montañosa pero no encuentro datos. Intuyo que será Cantabria, Asturias o, tal vez, Huesca, pero no lo sé. La provincia es montañosa en su interior, donde las estribaciones del Sistema Ibérico conforman las comarcas naturales del Maestrazgo por el norte y la Sierra de Espadán por el sur. Además, entre ambas encontramos al pico de Peñagolosa (que da nombre al macizo del mismo nombre) y que con 1813 msnm es la segunda cima más alta de la Comunidad. Otras alturas principales de la provincia son la Peña Salada (1.581 msnm), el Pina (1.405 msnm), el Encanadé (1.393 msnm) y la Muela de Ares (1.318 msnm). La provincia cuenta con una estrecha zona costera en la que destacan como accidentes geográficos la península de Peñíscola, el cabo de Oropesa y el entrante de Almenara. La mayor parte de la población habita en la franja c

SEMANA FATÍDICA PARA EL CINE

Semana fatídica para el mundo del cine. Ingmar Berg man , director sueco, falleció ayer a los 89 años de edad. Autor de clásicos del cine como "El séptimo sello " o "Fanny y Alexander ", se encontraba retirado en su casa de la isla del Mar Báltico desde hace años. Bergman llegó a firmar más de 40 películas, entre ellas "Fresas salvajes " (1957), "Gritos y susurros " (1972), "Escenas de la vida conyugal " (1974) o "Sonata de otoño " (1978). Su obra más conocida es, sin duda, "El séptimo sello", de 1957, cumbre del cine protagonizada por Max Von Sidow, entre otros. Bergman abordó, con una visión casi siempre trágica, las relaciones entre hombres y mujeres, la muerte, la existencia de Dios o el sentido de la vida. Buena culpa de ello tuvo su educación religiosa y severa, elegida para él por su padre, pastor protestante. Hoy, un día después de la muerte de Bergman, nos ha dejado otro maestro del cine, Michelangelo Anton