jueves, 24 de abril de 2008

HOMENAJE MUNICIPAL A JULIO HERRERO (Lucio Arévaco)


El pasado martes 22 el Ayuntamiento de Soria rindió homenaje al poeta, fallecido hace poco más de un año, Julio Herrero (Lucio Arévaco). El acto, sencillo y sincero, como a él le hubiera gustado, tuvo lugar en el Salón de Plenos del Ayuntamiento y estuvo enmarcado en la I Feria del Libro que se celebra en la capital soriana. (Lástima la hora funcionarial. De haber sido por la tarde se hubiera llenado el Salón).

El concejal zamorano del consistorio soriano, Jesús Barez, hizo la presentación del acto de manera natural, espontánea y llena de alusiones cariñosas a Julito.

Familiares, amigos y políticos (que en su día fueron blanco de sus “versos satíricos”) participaron en el emotivo homenaje que estuvo a la altura de lo que se merecía el poeta. Joaquín Alcalde, Pepe Sanz y César Millán -con prisa- (faltó Silvano Andrés de la Morena) hicieron un recorrido por la trayectoria humana de Herrero y su lúcida, crítica y entrañable poesía.

Estuvieron presentes su querida esposa Carmen, sus hijas Carmen y Ana (para Julio sus tres "musas"), su hijo Julio y sus yernos. Por motivos profesionales faltaron a la cita sus otros hijos José María y Javier.

Desde este humilde espacio me uno al homenaje. FELICIDADES JULIO, estuvimos presentes casi todos los que recibiamos tu invitación a acudir a la casa de su amigo. "No dejes que crezca la hierba en el camino que hay entre tu casa y la de tus amigos."

Gracias por tu amistad.

4 comentarios:

sallopilig ref dijo...

Me encanta este post. Muy bonito y sencillo. Un saludo.

angela dijo...

Preciosa entrada para un amigo que se fué... Lo de la hierba en el camino me gustó. Si no te importa la hago mía...claro, con tu permiso.En alguna ocasión me has dejado un comentario esperando mi entrada sobre Comillas y ayer la subí . Va por tí. Un saludo de Angela

Javier dijo...

Me sumo a ese homenaje tan merecido.

Un abrazo

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

No es que me resista al homenaje...de todos modos, tarde es mejor que nunca. Pero desde mi desconocimiento, pregunto si alguna vez le hicieron algo similar en vida. Saludos cordiales.