viernes, 26 de junio de 2009

VACACIONES

No puedo negar la evidencia. He pasado días de excesiva ansiedad. En todos los sentidos. Días angustiosos a la espera de relajarme. Pero, todo ha pasado y disfruto de una jornada aliviadora. Escucho “Summer Time”, la toalla se seca a mi lado, el mar de frente. Disfruto de una cerveza fresquita y la lluvia ha cesado. La temperatura es de unos veinticinco grados pero la humedad es alta. El atardecer aparece, por tanto, indeciso. Descanso mientras, de soslayo, investigo los contrastes con los que, tiene a bien, regalarme la visión de la Sierra de Irta. Todo es placentero. Olvidé algunos libros para calmar las horas muertas. Aunque, agradeciendo el avance tecnológico, he pedido tres a La Casa del Libro y mañana, sin más dilación, llegarán a mi destino veraniego. No recuerdo los títulos. Se trata del último publicado por Ana Rodríguez de la Robla, mi bella paisanuca, y dos más de Alberto Alonso, amigo madrileño residente en Cartagena y acaparador de algunos premios
literarios. Me deleitaré, por tanto, de literatura fresca y escrita por amigos cercanos.

Y, aunque, no me he repuesto, ni mucho menos, de traicioneros días pasados, intento estimularme con esas pequeñas cosas que te ofrece, gratuitamente, la vida, en días, circunstancialmente, de crisis. La tarde va oscureciéndose. Voy apurando la cerveza que ya está caliente y espero disfrutar la noche en compañía de amigos y familiares, al pie de la sierra, con el susurro ensimismado que produce el mar y el húmedo calor del iniciado –y bienvenido- verano.

4 comentarios:

myself dijo...

Deseo que disfrutes de tus vacaciones.
Un beso.

Marino Baler dijo...

Parece ser que ya estás de vacaciones. Disfrútalas tú que puedes (a otros todavía nos queda un poquito).

Saludos muy calurosos.

Mª Gemma dijo...

A disfrutar se ha dicho, que para eso están las vacaciones...

A Valencia bajo en unos días, para luego recorrerme una buena parte de Andalucía... concretamente Jaén, Córdoba y Cadiz... en Agosto iré a Galicia a Ourense y Pontevedra y finalmente en la primera quincena de septiembre me recogeré en la Alpujarra de Granada...

Lo dicho a disfrutar.

Un abrazo

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

Muchos asocian las vacaciones al Verano...es casi una herencia mediática. De todos modos, no se necesitan grandes sumas de dinero para disfrutar de los placeres de la vida.

Saludos afectuosos, de corazón.